miércoles, abril 26, 2006

Compañeros

Un compañero de piso es un señor (o señora) que cordialmente nunca lee tu blog. Lo reconoce abiertamente porque no puede recurrir a las formas clásicas de excusa:

- Ah, pues hace unos días que no entro, esta noche... La frase, no acaba porque o te miente, lo que está feo entre amigos o es sincero y reconoce que esa misma noche tampoco va a entrar.

- Se nos ha roto Internez. Er... ¿se os ha roto el Internez de todo el mundo o sólo el de vuestro ordenador? En el primer caso se trata de una catástrofe sólo comparable al fin de Los Simpson. En el segundo, eso se llama disco duro.

- Perdí tu dirección. Puede ser verdad. Pero leyendo entre líneas entiendo que tampoco te importó mucho.

- ¿Pero tú tienes un blog? ¡Venga, hombre! ¿Pretendes que me trague que nunca te he hablado de mi blog? Si hasta la gente que va conmigo en el metro ya se sabe la dirección de memoria.


Mi compañero de piso nos abandona. Yo sí le leo. Pero igual: no le entiendo.

2 comentarios:

Chav Gecko dijo...

X'D pero quién creyó nunca a miguel pérez alvarado con lo de los blós!
en el fondo... está cogiendo un tonillo gris funcionario! ;)

Chav Gecko dijo...

x cierto... recuérdale q me debe llamada! Ò_ó
;)